Un local dejó de vender pirotecnia de estruendo

La campaña “Más luces, menos ruido”, impulsada por familias de personas con autismo, avanza en la ciudad y suma apoyo. Esta vez, el local ubicado en Rivadavia y Ejército Argentino cesó la venta de pirotecnia sonora.

Integrantes de la organización Santiago Azul TEA se reunieron ayer con José Karán, dueño de este comercio, quien se comprometió no vender objetos de estruendo.

“Para algunos no será nada, para nosotros es un importante paso. Lograr con el diálogo, que un empresario de la pirotecnia se interese, se informe, aprenda… sobre autismo y decida ir cambiando sus pensamiento, sus costumbres, su negocio… de esto se trata, de cambiar, evolucionar, ponerte en el lugar del otro. 
Pedimos a los demás locales y puestos ambulantes que no vendan estruendos. Hay ordenanzas en varias Ciudades y un convenio firmado que este tipo de pirotecnia no se venderá”, expresaron a través de las redes.

Más Noticias de hoy