Los fotógrafos santiagueños pedirán «verdad y justicia», y no olvidar a José Luis Cabezas

La Asociación de Fotógrafos Profesionales de Santiago de Estero (Afopse), invitó a participar hoy de una concentración.

A 25 años del asesinato del fotógrafo de la revista Noticias, José Luis Cabezas, ocurrido el 25 de enero de 1997 en Pinamar, ninguno de los nueve condenados por el homicidio que conmocionó al país está preso.

Con su lente, siempre presente, jamás obediente, desenmascaró al poder y mostró una cara que nadie había podido ver. Y es por eso que al igual que en el resto del país, la Asociación de Fotógrafos Profesionales de Santiago de Estero (Afopse), invitó a participar hoy de una concentración desde las 19 en Plaza Libertad de la ciudad capital, para allí recordar al fotógrafo José Luis Cabezas.

«Desde el primer día sostenemos que No Hay Democracia Sin Justicia, No Hay Justicia Sin Verdad, No Hay Verdad Sin Memoria -indicaron desde Afopse- Este año, desde ARGRA nos invitan a sumarnos a una acción de visibilización desde cualquier lugar donde se encuentren. La idea es hacer una pegatina con la imagen de José Luis, acompañado de unas preguntas que invitan a no olvidar. El diseño de este afiche está acompañado con un código QR que dirige al posteo que responde esas preguntas».

¿Cuál es la situación de los condenados?

El policía bonaerense Gustavo Prellezo, condenado a reclusión perpetua como autor material de los disparos que mataron a Cabezas, goza del beneficio de la libertad condicional y trabaja como abogado. A la fecha, se sabe que el Colegio de Abogados le revocó la matrícula debido a que la condena no se agotó.

El resto de los policías condenados, Aníbal Luna y Alberto Pedro Gómez, comisario de Pinamar en el momento del homicidio, están en libertad hace casi diez años. Luna vive en General Madariaga y Gómez, en Valeria del Mar. Sergio Camaratta, el otro policía sentenciado, murió en la cárcel.

Mientras que Gregorio Ríos, jefe de seguridad de Yabrán y exmilitar, condenado a prisión perpetua, trabaja como capataz en una estancia, en Corrientes. En tanto que Héctor Retana, uno los cuatro integrantes de la banda de Los Hornos, murió en la cárcel. Los otros tres, Horacio Braga, José Luis Auge y Sergio González, recuperaron la libertad, pero el último de ellos volvió a ser detenido en una causa por drogas.

Más Noticias de hoy