Nodo Tecnológico: El centro de aislamiento por dentro

Periódico Sur Santiagueño accedió a datos e imágenes del Nodo Tecnológico trasformado en hospital de campaña ante el Covid-19. El Nodo es un hospital de campaña modelo para el país.

La provincia trabaja para evitar casos de contagios de Covid-19 en la provincia.

En Santiago del Estero, las medidas de aislamiento fueron estrictas, y desde el ministerio de Salud se reorganizó todo el sistema ante una posible curva o pico, que hasta el momento logró ser evitada.

En ese marco entre otras medidas dispuesta desde el gobierno provincial, se inauguró recientemente, denominado hospital de campaña y centro de aislamiento del Nodo Tecnológico. Diseñado y montado íntegramente por especialistas santiagueños. Así se montaron cuatro áreas de cuatro módulos cada uno y cada uno de estos cuenta con 20 camas; totalizando de esa manera 320.

Esto discriminado de la siguiente manera: 20 camas ortopédicas para pacientes moderados, más otras tantas para pacientes leves y el resto sólo para aislamiento. De esto se desprende que, los pacientes críticos, sólo serían atendidos en los nosocomios de referencia como El Regional y el Independencia. Esto se denomina sectorización. Los módulos por su parte están debidamente separados. Cuando llega un contingente (santiagueños que se encontraban fuera de la provincia por razones de trabajo, entre otros motivos) como paso con el colectivo que se dirigía a la ciudad de Suncho Corral. Al ingreso, son estrictamente separados, y revisados por los médicos y enfermeras que se encuentran en el Nodo.

Es importante destacar que más allá de las tareas que hoy se despliegan en estas instalaciones, de igual manera se trabaja en el Polideportivo (con idéntica organización) y también en distintas localidades del interior. Hasta el momento solo se hizo uso del establecimiento para aislamiento.

A la infraestructura montada se la ha dotado de un equipo integral de profesionales de la salud, no sólo ante los posibles casos de coronavirus, sino también de otras tantas posibles afecciones que pudieran determinarse en los contingentes que hasta allí arriban. Totalmente equipado como un hospital, obviamente se pueden distinguir distintas áreas.

A modo de ejemplo es importante destacar que, más allá de la pandemia, si hubiera una emergencia cardíaca, en el Nodo se puede dar respuesta a este y otras urgencias, siempre con la participación de los mejores profesionales. En el Nodo se trabaja de acuerdo a una organización que contempla dos etapas.

En este momento funciona como centro de aislamiento; de agravarse la situación, obviamente está todo dispuesto para responder como hospital de campaña. De llegar a esa situación de gravedad, se instalarían recién los respiradores necesarios para salvar las vidas de las personas más complicadas, como ya se sabe.

Otra instancia importante es la capacitación del personal que trabaja en el Nodo, para llevar a la práctica los distintos protocolos que garanticen una tarea que resguarde la salud de los efectores de salud en la emergencia. En la actualidad el personal que se desempeña en este centro, cumple turnos de catorce días, tras lo cual se realiza un recambio de médicos, paramédicos, enfermeros, camilleros y personas de maestranza. Lo que se busca es garantizar las mejores condiciones sanitarias. Así a los 14 días de trabajo, le siguen otros 14 de aislamiento.

Cada área cuenta con una isla de enfermería central, para brindar una mejor atención. Así cada enfermero tendría a su cargo unas 20 camas.

Es importante señalar que, en todo este trabajo, está también involucrado el Ejército Argentino, para garantizar la seguridad interna del hospital de campaña y controlar la circulación de las personas aisladas, para evitar los posibles contagios. De esta manera la seguridad interna y la logística, está cargo de las fuerzas castrenses. Entre cama y cama, se procuró un espacio de unos tres metros. Así hay una cama cada nueve metros cuadrados. A medida que llegan los pacientes (que a posteriori se convierten en personas bajo aislamiento), son recibidos en carpas montadas a esos efectos en las adyacencias del Nodo. De esa manera se puede dar inicio al protocolo, empezando por hisopado individual.

Indudablemente se trata de un hospital de campaña modelo para el país, dado que cuenta con todos los protocolos de bioseguridad, que se utilizan en occidente y aprobados por la Organización Mundial de la Salud.

Hoy Santiago del Estero, muestra como un éxito de su política de aislamiento, puede también exhibir con orgullo la infraestructura montada para afrontar cualquier instancia de las ya conocidas en otros países. En igual medida el personal involucrado muestra su alto grado de compromiso y capacitación para esta emergencia. Los méritos desde luego son de la organización del Ministerio de Salud, y obviamente del gobierno de la provincia.

Más Noticias de hoy