Una familia de Pinto denunció extorsión

Una familia de Pinto, departamento Aguirre, denunció constantes «aprietes» y «extorsión» de tucumanos quienes los intiman a pagar una deuda que ya fue saldada con un usurero fallecido.

De acuerdo con la versión de los denunciantes, en el año 2015 solicitaron un préstamo a un usurero, quien dejó de existir dos meses atrás.

Los montos firmados eran por $ 62.400, $ 47.000 y un tercero por $ 50.000, trascendió.

En tiempo y forma pactados, la deuda habría sido cancelada, pero sin que los comprobantes jamás hayan sido entregados por el usurero.

Cuatro años después, personajes foráneos irrumpieron en una librería de los denunciantes, en términos poco “ortodoxos”.

Eran dos individuos que arribaron al comercio y se anunciaron con la empleada: “Decile a tu patrona que andamos por unos pagarés”, intimaron.

Sin encontrar a la propietaria, se fueron del local y empezaron a llamarla por celular, con característica local y de otra provincia.

Concretamente, le exigirían el pago de la deuda, cercana a los $ 160.000, sin embargo las víctimas sostienen que ya fue efectivizada, en el 2015.

En forma misteriosa, dos meses atrás la familia del usurero habría denunciado el robo de documentación desde las oficinas.

El abogado instó a los efectivos a imponer un brusco parate a los apretadores.

Fuente: El Liberal

Más Noticias de hoy