Las historias de solidaridad se multiplican en Añatuya en el contexto de pandemia

Muchas familias son ayudadas por vecinos e instituciones añatuyenses.

Las redes sociales y estaciones de radios locales se inundan en Añatuya de noticias de solidaridad y gratitud. Personas aisladas junto a sus familias, instituciones, pacientes que padecen covid-19 y muchos otros, utilizan todos los medios disponibles para agradecer la cercanía, la ayuda material y la contención que desde organismos oficiales, particulares, iglesias y numerosos miembros de la comunidad le dispensan en estos tiempos de tantas dificultades en la “Capital de la Tradición”.

Una vez más en la semana y a pesar de la lluvia que se registró en esta ciudad, hoy parte del grupo llamado Raza contra el Viento, que pertenece a la Iglesia Eben-Ezer del Movimiento Cristiano y Misionero, cocinó, preparó viandas y repartió más de 100 raciones de un rico guiso de arroz entre instituciones y familias aisladas.

Para que esto sea posible, aseguran desde la iglesia, son muchas las personas que ayudan donando elementos. “Hay gente que nos manda mensajes y no sabemos quiénes son pero que nos ofrecen su ayuda”, indicó Pedro Hoyos. Entre esos que ayudan están la propia Congregación, vecinos particulares y comerciantes de la ciudad. El próximo miércoles volverán a repetir la iniciativa. Lo hacen cuidando todos los aspectos preventivos para evitar males mayores.

Están también los que en las redes reconocen haber recibido ayuda y que lo hacen con palabras muy sentidas, provocando las más emotivas reacciones.

Ante las dificultades son muchos los añatuyenses que tienen gestos de desprendimiento y han logrado una verdadera cadena de solidaridad para ayudar a sus vecinos. Sin dudas emociona tamaños gestos que resaltan la grandeza de nuestra comunidad, a pesar de tantas pálidas que atraviesan a todos.

Más Noticias de hoy