Nati Aguirre se ganó su lugar en el exigente básquet femenino tucumano

Desde los 10 años juega al básquet y actualmente comparte su pasión con el estudio.

El básquet femenino de Añatuya siempre ha tenido buenas exponentes y ha sido el ámbito escolar secundario donde más surgieron grandes jugadoras. Muchas de ellas tuvieron un gran impulso en las famosas Olimpíadas del Chaco Santiagueño que tuvo reñidas finales entre algunos colegios.

Natalia Aguirre es una de las tantas jóvenes que vivieron apasionadamente esas experiencias escolares y transcurrido el tiempo no dejó de practicar este deporte que tanto ama. Finalizó su secundaria en el Instituto San Alfonso de Ligorio y en su haber cuenta varias medallas de oro obtenidas con su escuela en las Olimpíadas.

Pero su amor por este deporte nació a los 10 años y actualmente tiene 23 años por lo que ya suma 13 años haciendo lo que le gusta: jugar al básquet. Sus inicios fueron con el profe Angelo Perez en la escuelita de básquet que había en la Biblioteca Popular Sarmiento.

Nati contó alguno de sus recuerdos: “Hasta que pase al Colegio San Alfonso y empecé a entrenar con los profes Niño Lozano y Mate Cisneros, quienes me enseñaron todo lo que hoy se de este deporte.  Con Niño vivimos muchas cosas en el básquet como muchos viajes y torneos. Él nos entraba me acuerdo todos los días a las 15 horas en la cancha de atrás del ISAL que es mi cancha favorita junto a los varones hasta que después empezó Mate con nosotras y jugábamos olimpiadas, viajes a Herrera, Bandera, Quimilí y Santiago del Estero .  Fuimos a Tostado haciendo rifas y vendiendo pollo a jugar un encuentro en todas las categorías. Esas épocas fueron las mejores de todo mi secundario e incluso gracias al básquet también encontré a mi mejor amiga que juega en Santiago”.

“Niño y Mate hicieron que ame este deporte”, contó pero se terminó la secundaria y había que mudarse para encarar un nuevo proyecto de estudio. Dejó su ciudad y se afincó en Tucumán. El primer año no jugó y solo jugaba cuando volvía a Añatuya de vez en cuando.

En el 2016 empezó a jugar en el club Juan Bautista Alberdi en Primera. “Es un club del cual me hice hincha desde el momento uno y en ese mismo año salimos campeonas. Fue volver de nuevo algo que me encanta y en Alberdi siempre me sentí como en casa”, contó sobre sus inicios en Tucumán.

Actualmente juega en el club Nicolás Avellaneda. “Me cambie de club por falta de jugadoras y aquí estoy rodeada de excelentes personas y un técnico que nos entrena día a día para mejorar. Ahora el jueves y sábado jugamos la final contra el club San Cayetano y la serie esta 2-3  así que esperamos salir campeonas”, contó.

Nati es estudiante de bioquímica y le restan tres años para terminar su formación profesional. “El estudio es muy importante y por eso me hago tiempo para todo. Por las mañanas y siestas voy a la facultad y por la noche entreno”, contó.

Siguiendo su recorrido glorioso por el básquet femenino tucumano, en Alberdi ganó muchos títulos. Fueron campeonas en 2016 y 2017  y en el 2018 jugó el Federal en el que se consagraron campeonas de la zona y después quedaron afuera para clasificar y viajar a Buenos Aires a la etapa final. En 2017 también fue parte de la selección Tucumana con la que jugó el Regional que hizo en la provincia y perdiendo en la final con Santiago del Estero.  Luego, en agosto del 2017, viajó con la selección tucumana a Jujuy y se consagraron campeonas ganándole a Jujuy.

En el 2018 jugó el Federal y fue campeona de la Copa de Plata y este año jugó el Regional con la selección tucumana y en la final vencieron a Santiago del Estero con lo cual salieron campeonas.

Consultada sobre el nivel del básquet femenino de Tucumán dijo “Es muy bueno y nada que ver al nivel de antes. Hay muy buenas jugadoras y es un torneo muy competitivo. Aquí los entrenamientos son muy exigentes. Yo tengo la suerte de tener un DT que nos exige para mejorar y nos entrena muy bien. Gracias a Dios tengo el apoyo de mis padres y amigos para poder hacer todo”, expresó.

Definición

Todo está listo para que este jueves en el estadio del Club Nicolás Avellaneda se viva un gran partido de Básquet para Nati y su equipo. Es que una vez más, los clubes Nicolás Avellaneda (donde juega actualmente la añatuyense) y San Cayetano están en una final, repitiendo la Final jugada en el año 2018 (en el 2018 San Cayetano ganó la serie 2-0 y se consagró Campeón). El destino hace que los equipos conducidos por Fernando Bravo y Luis Álvarez se vuelvan a enfrentar buscando el premio mayor que es el título de Campeón. En la previa a una serie apasionante, Nicolás Avellaneda en este certamen jugó 15 partidos, ganando 14 encuentros y una derrota, derrota que fue en la etapa regular ante el Club San Cayetano donde el «Lobo» le ganó al «Trueno Verde» en el estadio de este último. El equipo conducido por Fernando Bravo está invicto de visitante, dato importante teniendo en cuenta el invicto de local que tiene desde hace 3 años el Club San Cayetano.

Más Noticias de hoy