Epidemia sin precedentes de dengue en Argentina, 197 fallecidos y 269 mil casos

Epidemia sin precedentes de dengue en Argentina: la cifra de fallecidos alcanza los 197 y se han registrado más de 269 mil casos registrado más de 269 mil casos, según el último informe del Ministerio de Salud. Descubre cuáles son las áreas más golpeadas y cómo evoluciona la propagación del virus.

Desde julio de 2023 hasta abril de 2024, se han reportado más de 269.000 casos de dengue, siendo el 90% de ellos de origen local. Estos datos fueron revelados por el Ministerio de Salud de la Nación, destacando que, de estos casos, 252.566 corresponden a 2024.

La tasa de incidencia acumulada para esta temporada asciende a 573 casos por cada cien mil habitantes, con 643 casos clasificados como graves y 197 fallecimientos registrados hasta el momento, lo que representa una letalidad del 0,07%. Estos números reflejan la gravedad de la enfermedad transmitida por el mosquito Aedes aegypti.

El análisis de la curva epidémica a nivel nacional muestra un descenso en el número de casos semanales en comparación con semanas anteriores, especialmente destacable en la penúltima semana analizada. Este descenso, aunque alentador, es el primero desde la semana 50 de 2023, lo que marca un cambio significativo en la tendencia ascendente que se había observado hasta la semana 12 de 2024.

Este descenso en los casos se observa también en las regiones Centro, NOA, Cuyo y Sur, mientras que en el NEA la tendencia descendente se mantiene desde hace 9 semanas, según el Boletín Epidemiológico.

En comparación con temporadas anteriores, la magnitud de la presente epidemia de dengue es considerablemente mayor. La cantidad de casos acumulados hasta la semana epidemiológica 14 de este año es 3,35 veces superior a la registrada en el mismo período de la temporada anterior (2022/2023) y 8,7 veces mayor que en el mismo período de 2019/2020. Además, se destaca la persistencia de la circulación viral en la región NEA durante todo el período y un aumento estacional adelantado en comparación con años previos.

La vigilancia del dengue se realiza de manera estacional, abarcando desde la semana epidemiológica 31 de un año hasta la semana 30 del siguiente, coincidiendo con el pico de actividad del virus durante los meses de verano. A pesar de que aún quedan varias semanas para concluir la medición de este año, ya se ha superado el umbral de casos récord registrado en la temporada anterior.

En cuanto a los serotipos del virus del dengue identificados en esta temporada, se han detectado hasta el momento tres serotipos circulando en el país, con predominio de DEN-2, seguido de DEN-1, y algunos casos de DEN-3. Además, se han registrado casos de coinfección de serotipos DEN-1 y DEN-2, principalmente en las regiones Centro y NEA.

En lo que respecta al impacto del clima en la propagación del dengue, se espera que la llegada del otoño y las temperaturas más bajas contribuyan gradualmente a reducir el número de casos. Sin embargo, esto no será inmediato, ya que la transmisión continuará mientras haya mosquitos infectados activos. La eliminación de los criaderos de mosquitos sigue siendo fundamental para prevenir la propagación de la enfermedad en los hogares y espacios comunes.

Más Noticias de hoy